¿Qué es la neumonía?

Muchos de nuestros familiares mayores han pasado por esto. Quizá incluso nosotros en algunas situaciones hemos tenido episodios de neumonía. Para cuidarse y recuperarse correctamente es siempre necesario tener información sobre la enfermedad, causas, síntomas y posibles curas.

¿Qué es la neumonía?

La neumonía es una enfermedad que afecta a nuestros pulmones, es por tanto de origen respiratorio. La neumonía es una infección que afecta en gran medida a nuestros mayores, que hace que los sacos aéreos de uno o de ambos pulmones se inflamen. Éstos se inflaman de líquido o pus.

Es una enfermedad muy dolorosa y una de las principales causas de mortandad de nuestros mayores. Si se trata a tiempo se mitigarán los efectos de la misma y se sanará.

En los países desarrollados como España, el principal grupo de riesgo para contraer esta patología son los mayores que superan los 65 años, dato que avala el informe “Defunciones según la causa de muerte” publicado por el INE. La neumonía supuso 11.000 muertes en el año 2016, y afecta cada vez a más adultos, los datos recogen que 100.000 adultos se ven afectados cada año.

En un estudio realizado en Reino Unido sobre la incidencia de la neumonía en la mortandad de el país, las conclusiones fueron las siguientes: la media anual de ingresos hospitalarios debido a neumonía en la franja de entre los 18 y los 39 años fue de 1,29 personas por cada mil; frente a la media anual de ingresos hospitalarios para personas de edades comprendidas entre los 55 y los 95 años que fue de 13,21 personas por cada mil. Es decir, el riesgo de padecer neumonía en nuestros mayores es 10 veces superior al promedio.

29 enero, 2019 in Neuropsicología

Fases del Alzheimer en una persona mayor

El Alzheimer tiene una esperanza de vida de alrededor de 12 años desde su primer…
Read More

Es normal el que sean los mayores de 65 años los que más sufran las consecuencias de esta enfermedad, debido a que su sistema inmunológico se ha debilitado con el paso de los años. Esta población tiene menor número de cilios que recubren y protegen los pulmones.

¿Síntomas de la neumonía?

Los síntomas de la neumonía aparecen con bastante rapidez y es en ese momento cuando se debe de acudir a un especialista para que recete los fármacos oportunos. Los síntomas asociados a la neumonía producen gran malestar en los pacientes. Los síntomas pueden incluir fiebre alta acompañada de escalofríos, dificultad a la hora de respirar, tos con esputos, dolor en el costado y sensación de cansancio y confusión.

Síntomas neumonía común

1. Tos extrema:
Es extrema que viene acompañada de mocos y en ocasiones sangre.

2. Temperatura y temblores: :
Cuando se contrae la neumonía se suele tener fiebre que supera los 38º, y va en la gran mayoría de los casos acompañada de episodios de escalofríos, temblores y sudores.

3. Dolor muscular:
Existe siempre un malestar general que se concreta en dolores torácicos y en el costado.

Síntomas neumonía atípica

La neumonía atípica es más grave y severa que la común. Los síntomas que veremos serán los mismos, algo más molestos y los siguientes:

1. Alteración conciencia:
Es habitual los pacientes sufran alteraciones de la consciencia, desorientación, confusión y dolores intensos de cabeza.

2. Problemas gastrointestinales:
Es muy frecuente los afectados por una neumonía presenten cuadros complicados de alteraciones gastrointestinales.

3. Malestar general:
Los enfermos tendrán una sensación de cansancio constante y prolongado en el tiempo al igual que un malestar general profundo.

Síntomas neumonía grave

La neumonía grave, debe tratarse de urgencia. Si no se trata con tiempo la enfermedad puede producir la muerte del anciano que la padece. Al ser la más severa de las tres, ésta cuenta con los síntomas de las dos anteriores y los siguientes:

1. Problemas pulmonares:
Nos encontraremos con la destrucción del tejido pulmonar, frecuentes insuficiencias respiratorias, absceso pulmonar y grandes cantidades acumuladas de pus y líquido en los pulmones.

2. Problemas cardiovasculares:
Veremos una caída pronunciada de la tensión arterial y taquicardias.

3. Afección otros órganos:
Cuando nos encontramos con una neumonía severa, es probable otros órganos se hayan visto afectados por esta patología.

Los doctores siempre insisten en acudir a un especialista en el momento que algún familiar o una cuidadora percibe que el mayor empieza a presentar varios de los síntomas antes recogidos. No debemos olvidar que más del 40% de las neumonías en mayores pueden necesitar hospitalización y que el no tratar la enfermedad en los primeros estadios puede derivar el problemas cardiovasculares serios.

¿Qué necesitas?

¿Se puede tratar la neumonía?

La neumonía se cura en la mayoría de los casos. Para que no se complique la patología es siempre necesario el pillarla en una primera fase y evitar su desarrollo posterior. El primer tratamiento que se dará al mayorserá un tratamiento con antibióticos, y si se considera que está presente el virus de la gripe también se incluirá también un tratamiento antivírico.

Si estamos ante una neumonía ambulante será tratada con antibióticos vía oral como los macrólidos y las quinolonas. Si finalmente el paciente mayor necesitase un ingreso el tratamiento iría con opciones intravenosas.

La duración del tratamiento dependerá de cada paciente y del estado en que se encuentre la enfermedad. Normalmente no suele alargarse el tratamiento más de una semana.

¿Cuidados de la neumonía en mayores?

Los especialistas son tajantes en cómo tratar y prevenir la neumonía, siempre es fundamental el atajar los problemas antes de que se vuelvan severos. Por ello es fundamental, que si algún familiar o cuidadora de un mayor ha empezado a notar alguno de los síntomas que hemos recogido con anterioridad acuda a un médico.

El médico le diagnosticará con exactitud la enfermedad que tiene y cuál será el tratamiento idóneo que deberá seguir durante las próximas semanas. Cuando el afectado supera los 65 años es probable que termine por estar ingresado en el hospital hasta su recuperación.

Durante el tiempo en que el mayor esté ingresado los profesionales sanitarios le ayudarán a mejorar su proceso respiratorio, le darán nutrientes vía intravenosa y le suministrarán los antibióticos necesarios. Siempre es bueno esté acompañado en el hospital por un cuidador o un familiar.

Una vez se recibe el alta hospitalaria, es probable que se deba de continuar con una dosis menor de medicamentos en el domicilio. Es importante tener en cuenta que el alta hospitalaria no implica la recuperación completa y ésta se debe de continuar en el hogar. La persona que lo vaya a cuidar en el hogar, ya sea un familiar o una cuidadora especializada en neumonía, deberá respetar las pautas marcadas por el doctor.

¿Cómo se debe cuidar a un anciano con neumonía?

Una vez el afectado vuelve al hogar después del ingreso es probable continúe con algunos síntomas. Estos síntomas irán remitiendo poco a poco si se respetan las indicaciones de los profesionales facultativos del hospital.

Normalmente la tos remitirá en un periodo de entre 7 y 14 días; al igual que el nivel de energía del paciente se recuperará de forma paulatina en las siguientes dos semanas.

Hay una serie de técnicas que pueden ayudar al mayor durante su evolución. Si se dispone de un familiar o una cuidadora de ancianos especializada en neumonía será bueno tener en cuenta lo siguiente:

1. Técnicas respiratorias:
Es recomendable el hacer ejercicios de respiración y respirar aire húmedo y caliente que ayude a expulsar la mucosidad. Es bueno el anciano respire hondo cada 2 o 3 horas para abrir las vías respiratorias.

2. Ayuda de un tercero:
Se puede ayudar al mayor afectado colocando un trozo de tela húmeda algo caliente en la nariz y en la boca. Mientras el paciente está tumbado aprovechar a darle unas suaves palmaditas en el pecho un par de veces.

3. Buenos hábitos:
Evitar fumar y la ingesta de alcohol. Es necesario beber grandes cantidades de líquidos, un mínimo de 1,5 litros diarios.

¿Podemos ayudarte?

¿Ayuda contra la neumonía?

Sería bueno pensar el que las ayudas del Estado son reales y llegan con celeridad, pero no es así. Cuando un mayor tiene algún episodio de neumonía lo más frecuente es que sea atendido en un primer momento en el domicilio por algún familiar, para si la cosa no mejora ser ingresado en un centro hospitalario donde podrá ser acompañado por el familiar o una cuidadora.

Es una excelente idea el que un familiar, en un primer momento, se ocupe de este mayor afectado por la neumonía. Si el mayor tarda en recuperarse, será bueno los cuidados se externalicen y pase a realizarlos una cuidadora.

Las cuidadoras son personas acostumbradas a lidiar con situaciones complicadas y tienen además los conocimientos necesarios para realizar un buen trabajo. Existen empresas, como Cuidado mayor, que se encargan de la selección de los perfiles más idóneos. En ocasiones los familiares queremos abarcar todo y terminamos por darnos cuenta de que no es posible.

8 agosto, 2018 in Cuidadores

Cuidadoras a domicilio qué ventajas tiene.

Seguramente en alguna ocasión te has preguntado cuáles son las ventajas de contratar un cuidador…
Read More

Hay muchas formas de ayudar a un paciente con neumonía y no siempre la idónea es estar a su lado en todo momento. Los familiares nos angustiamos y nos estresamos cuando vemos a un familiar mayor malo y esa angustia se la transmitimos a ellos, por eso es mejor dejar, en ocasiones, los cuidados a personas profesionales.

¿Cuidado mayor y la neumonía?

En Cuidado mayor, como empresa de cuidado de mayores a domicilio, disponemos de un amplio listado de cuidadoras especializados por enfermedades, de esta forma nos aseguramos que tienen los conocimientos necesarios para atender correctamente al mayor enfermo.

Todos nuestros cuidadores son excelentes profesionales cuya vocación es ayudar a los mayores enfermos. Contar con un cuidador especializado en casos de neumología le permitirá descansar tranquilo al saber que su familiar mayor está en las mejores manos.

¿Te ha sido útil la información?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas5,00 (11 votos)
Cargando…

Infórmate sin compromiso